Pasar al contenido principal

¿Pueden respirar los concesionarios Volkswagen por el escándalo de las emisiones?

31/03/2016
| Dr. Thomas Rinne
Können VW-Händler wegen des Diesel-Skandals aufatmen?

Las consecuencias legales de la manipulación de las emisiones en los vehículos diesel no están afectando sólo al Grupo Volkswagen. Desde el punto de vista de un comprador, el concesionario es el primer responsable en los casos de defectos en el vehículo – lo que incluye los defectos en el software de los vehículos diesel. Por ello, tras los distintos comunicados de prensa son muchos los compradores que están empezando a demandar a los concesionarios.

El Tribunal Regional de Bochum tiene que pronunciarse ahora en una demanda de un comprador de Volkswagen a un concesionario. El comprador exige al concesionario, en el cual compró el vehículo, la rescisión del contrato de compraventa. Quiere desistir del mismo alegando el defecto en el software, el cual proporciona datos incorrectos en relación a las emisiones contaminantes y por ello reclama el reembolso del precio de compra – contra entrega del vehículo y pago de una indemnización por el uso del mismo.

En la vista oral, que ha tenido lugar a principios de marzo, el Tribunal Regional de Bochum ha manifestado que este defecto en el software no confiere el derecho a revocar por completo el contrato de compraventa. Pues según la jurisprudencia, en caso de defecto en la cosa, sólo puede desistirse del contrato cuando el defecto es importante; esto sucede normalmente cuando el gasto de reparar el defecto se eleva a más del 1% del precio de compra. En el caso concreto el precio de compra era de 38.000 €. El defecto en el software, que ha sido el detonante en el escándalo de las emisiones, puede ser reparado por un taller especializado en 30 minutos y la actualización necesaria de software no cuesta más de 100 €.

Si las partes no llegan a un acuerdo, el Tribunal Regional de Bochum desestimará la demanda. Las cuestiones jurídicas están generando, sin embargo, un controvertido debate y es posible que el Tribunal de apelación u otro Tribunal en Alemania dictamine otra cosa. Los concesionarios Volkswagen deben prepararse para un largo período de incertidumbre jurídica.

Categoría:

¿Le ha gustado este artículo?

¡Compártalo en sus redes!