Pasar al contenido principal

Las transferencias instantáneas en el comercio electrónico como medio de pago aceptable

28/02/2017
| Dr. Thomas Rinne
Sofortüberweisung ist im Online-Handel ein zumutbares Zahlungsmittel

Cuando un consumidor adquiere un producto, rige el principio por el cual el vendedor no puede hacer ningún cargo adicional durante el proceso de pago. Independientemente de ello, lógicamente, el pago puede ser objeto de comisión por parte del banco del consumidor (o de un instituto de crédito). Si el vendedor quiere hacer algún cargo, debe convenirlo expresamente con el cliente antes de la conclusión del negocio. Tal acuerdo solamente está permitido, si alternativamente se ofrece al consumidor la posibilidad de pagar sin cargo alguno, de manera corriente y aceptable. Esto se regula así en el Código Civil alemán en motivo de una Directiva europea. Los portales de internet deben facilitar, por lo tanto, a sus usuarios al menos un medio de pago gratuito. Tras una decisión de la Audiencia Territorial de Frankfurt am Main del año 2016 (asunto 11 U 123/15), las transferencias instantáneas son para el consumidor un método de pago corriente y aceptable.

En el caso en cuestión se trataba de resolver si la “Deutsche Bahn”, a través de un portal que ofrece vuelos, observaba las especificaciones legales, pues allí se ofrecía alternativamente el pago con tarjeta de crédito aplicando un cargo adicional de 12,90 € o mediante transferencia instantánea. El demandante expuso que no era aceptable para él, ya que podía suponer un abuso, tener que comunicar on-line datos personales a un proveedor de servicios de pagos desconocido. La Audiencia Territorial consideró la modalidad de la transferencia instantánea como un medio de pago actual, razonable y aceptable. Ello se fundamentó, entre otras cosas, aludiendo al resultado de encuestas recientes que apuntaban que el 73% de los usuarios alemanes de internet de más de 18 años usan la banca electrónica, de modo que tales métodos de pago se han convertido en usuales. En el procedimiento se reprochó al demandante que no pudiera precisar mejor el posible abuso. La sentencia ha sido por el momento recurrida y ahora sólo queda esperar a la decisión del Tribunal Federal Supremo alemán.

Categoría:

¿Le ha gustado este artículo?

¡Compártalo en sus redes!